miércoles, 27 de enero de 2016

No estamos hechos para rendirnos

Esa luz sigue ahí aunque me niegue a verla. Ignorarla no anulará su existencia.
En ocasiones mengua por causa del viento, pero éste no es más que combustible de sus fraguas.
Rendirse no es una opción a contemplar. Mantenerse es el camino.
Pertenezco a la luz, nunca me llevé demasiado bien con las sombras.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada